Buscar
  • Francisco Pérez López

Editorial nº 1

Actualizado: 15 abr 2021


Revista LAS nº 1
.pdf
Download PDF • 4.56MB



A distintos ritmos y maneras, según geografías, se multiplican las posibilidades de ser mujeres y se hace más evidente que “la mujer” en singular y como construcción patriarcal no existe

Nuria Varela, Feminismo 4.0 La cuarta ola



El título de la Revista LAS es un homenaje a Lou Andreas-Salomé, a su pasión por la libertad y su amor al conocimiento, pero también porque su acrónimo, LAS, es un artículo determinado femenino y plural, y con él queríamos incluir a todas las mujeres, de todas las culturas y geografías, como dice el texto que encabeza esta sección. Queríamos que nuestra declaración de principios fuese la de esas mujeres, con las que tanto compartimos y que, a pesar de haber demostrado su valía en diferentes ámbitos culturales, han sido silenciadas e invisibilizadas por la sociedad. Este primer número está dedicado a ella y a todas las mujeres.



En el Equipo Candela llevamos varios años estudiando y analizando problemas sociales, y al repasar la literatura especializada hemos advertido que, en todos los casos sin excepción, cuando se habla de colectivos en riesgo de exclusión o colectivos que sufren algún tipo de desigualdad o discriminación como inmigrantes, minorías étnicas o religiosas, jóvenes, ancianos, personas con discapacidad o con un “estigma social”, personas con una tendencia sexual que no se adapta a los cánones establecidos…dentro de estos colectivos nos encontramos siempre con las mujeres. En primer lugar, nos parece sorprendente que se denomine a las mujeres como colectivo ya que son más de la mitad de la humanidad y, en segundo lugar, no se ha tenido en cuenta que las mujeres, además de la discriminación por razón de su sexo, pueden sufrir cualquier otro tipo de discriminación de los colectivos antes mencionados, pues se puede ser mujer, inmigrante, lesbiana y joven.

Frédéric Gros (2018), en la introducción de su libro Desobedecer, nos comenta que en dicha obra no trata de mostrar las causas por las que es necesario llegar a la desobediencia civil, pues los motivos son tan numerosos y evidentes que lo realmente relevante es encontrar las causas para obedecer. Por nuestra parte, consideramos que, como apunta Gros, los motivos que las mujeres tienen para rebelarse son tantos y tan variados que es innecesario mostrarlos, y por tanto, lo que deberíamos buscar son las causas por las que las mujeres deben aceptar las normas de una sociedad que las discrimina por su sexo. A pesar de todo, eCIS quiere dejar claro cuáles son los ámbitos de la vida social en la que nos encontramos con esta desigualdad que, como veremos, son prácticamente todos, para que sea el público quien se plantee por qué han de seguir tolerando las mujeres una realidad injusta que padecen desde hace milenos en casi todas las culturas conocidas.

Creemos que ha llegado el momento de cambiar el estado de las cosas, no se puede seguir aplazando esta revolución, siempre pendiente, por más tiempo. Desde el siglo XVIII, las mujeres han sido traicionadas en todos los cambios sociales drásticos, en las revoluciones, que han dado lugar a una nueva forma de entender la sociedad, y a una nueva forma de establecer las funciones, derechos, deberes y roles sociales de cada uno de los miembros que componen el cuerpo social. Lo hicieron los ilustrados en la Revolución francesa, donde a pesar de haber luchado codo con codo junto a los hombres, y haber sufrido las consecuencias, en algunos casos incluso la muerte, en la lucha por la libertad e igualdad, al final se aplazaron sus reivindicaciones porque no era el momento. También ocurrió en las revoluciones sociales del siglo XIX, como la de 1848, y en el siglo pasado en la revolución de 1917 y en las reivindicaciones de las sufragistas a las que se les volvía a decir que no era el momento, pues el mundo se encontraba en guerra, alegando que ya se atenderían sus demandas cuando acabasen los problemas (como sabemos, las sufragistas no cedieron y consiguieron el derecho al voto). Nuestra pregunta es ¿Cuándo llegará ese momento en el que la humanidad no se encuentre con algún problema grave que reclame una actuación rápida y decidida? ¿Cuándo se atenderán las legítimas, y urgentes, reclamaciones de las mujeres? Desde la Revista LAS y eCIS creemos que ese momento no se puede aplazar más ¡ha llegado la hora de exigir soluciones! Como decía un conocido político y pensador, las revoluciones no son la locomotora de la sociedad sino los frenos de emergencia, es decir, cuando las normas sociales y los grupos privilegiados sobrepasan los límites de lo tolerable y, como veremos, se han extralimitado con creces, es el momento de echar el freno, de decir ¡hasta aquí hemos llegado!

Todos y todas somos conscientes que es necesario un nuevo paradigma cultural, que se adapte realmente a los rápidos y numerosos cambios que están experimentando las sociedades tecnológicamente avanzadas, desde los problemas medioambientales y el agotamiento de los recursos en una cultura basada en el consumo, hasta la excesiva concentración de la riqueza en manos de unos pocos, la pobreza, la desigualdad o las migraciones masivas, por tanto, necesitamos un paradigma cultural, inclusivo, que no discrimine a nadie y, en el caso que nos ocupa, a ese “colectivo” que son la mitad de los seres humanos que habitan este planeta. Además de la multidimensional discriminación que sufren las mujeres, cuando las invisibilizamos y ninguneamos sus aportaciones al conocimiento y la cultura humana, estamos desperdiciando cantidades ingentes de talento, de alternativas y nuevas posibilidades. Por todo esto las necesitamos, necesitamos una nueva perspectiva de las cosas que nos ayude a encarar los importantes retos a los que nos enfrentamos, o nos encontraremos con una serie de problemas de los que será realmente difícil salir.

En este cambio de paradigma, la educación tiene un papel fundamental, pues la generación encargada de establecer una nueva forma de entender la sociedad y las relaciones humanas, se encuentra ahora mismo en las aulas. Hemos de enseñar a los y las jóvenes, desde la más temprana edad, que otros mundos son posibles, que la posición que actualmente ocupan las mujeres en la sociedad no es un mandato divino ni es nuestro inexorable destino, sino que las normas sociales, así como la estructura social y las relaciones interpersonales, son una construcción cultural, y por tanto, susceptible de ser cambiadas por unas normas que incluyan a todos y todas en igualdad y libertad. Pedimos que en los currículos oficiales se integre una materia que trate estos temas con exhaustividad, que eduque a las nuevas generaciones en una cultura de paz, igualdad y libertad, que no tolere la discriminación, la invisibilización y, especialmente, que condene la violencia contra las mujeres, violencia que está alcanzando índices difíciles de explicar en unas sociedades que se autodenominan “civilizadas”, y que enarbolan la bandera de los Derechos Humanos. Por tanto, nuestra conclusión es que ya no se puede aplazar más esta revolución siempre pendiente, ha llegado la hora de exigir cambios y que las mujeres ocupen las posiciones que les corresponden, ya que necesitamos urgentemente un cambio de paradigma cultural, y este será con las mujeres o no será.


------------------------------------------------------------------


Con esta revista pretendemos poner nuestro granito de arena en esta inaplazable revolución, y mostrar, a quien esté interesado/a, tanto las causas y efectos de la discriminación hacia las mujeres, que son muchas y muy graves, hasta las inestimables, pero invisibilizadas, aportaciones de las mujeres a los diferentes ámbitos del conocimiento y la cultura.

Secciones Revista LAS:

- LAS mujeres

Dedicado a aquellas mujeres que han ido contracorriente, que han vivido libres, a pesar de hacerlo en un mundo de hombres que trataban de imponerles sus normas, y dedicado su vida al conocimiento, a pesar, también, de no haberse reconocido sus méritos.

- Investigaciones eCIS:

Investigaciones del Equipo Candela de Investigación Social (eCIS) del IES Teguise (Lanzarote).

- Investigaciones eCIS / Antropología:

Artículos sobre Antropología feminista, política, de las religiones… de eCIS.

- Noticias. Las mujeres tienen mucho que decir:

Encuentros, seminarios, jornadas, talleres feministas.

- Entrevistas eCIS:

Entrevistas realizadas por el Equipo Candela (eCIS).

- LAS Historias del feminismo:

Breve recorridos por las diferentes Olas de la historia del feminismo.

- Biografías. Mujeres invisibilizadas, pero no invisibles.

Selección de feministas, pensadoras, filósofas, activistas, escritoras, científicas…

- Historias de vida:

Relatos biográficos.

- Relatos y poemas:

Narraciones cortas y poemas con perspectiva de género.

- Cine y Literatura:

Comentarios de películas y literatura.

- LAS artistas:

Fotografía, ilustraciones, esculturas, cómic.


La Revista LAS está elaborada exclusivamente por alumnos y alumnas de Educación Secundaria de todo el territorio nacional o por exalumnos/as del IES Teguise que actualmente cursan estudios universitarios:

Director: Francisco Pérez López

Equipo de edición: Marina Cenalmor, Ana Yi García, Laura Guirao, Dácil Hernández, Ava Mena y Alberto Rodríguez (miembros de eCIS)


Con la colaboración de los miembros de eCIS:

Maquetación: Yaiza Fanelli (exalumna del IES Teguise, graduada en Bellas Artes y estudiante de Máster en UCM). Ilustración de portada: Dácil Hernández. Diseño de portada: Andrea Perdomo (exalumna del IES Teguise, graduada en Física y estudiante de doctorado en ULL) e ideas de Aldo Brito (exalumno del IES Teguise y estudiante de Ingeniería Informática Industrial en ULPGC), Relato: Noah Gardachar (exalumna del IES Teguise y estudiante del doble grado Pedagogía y Educación Infantil en UCM). Ilustraciones y cómic: Dácil Hernández. Fotografías: Íñigo Morales (exalumno del IES Teguise y estudiante de Comunicación Audiovisual en UCM) y Yaiza Fanelli. Edición web: Pelayo Fernández (exalumno del IES Teguise y estudiante de Ingeniería Electrónica Industrial en EPI Gijón, Uniovi).


Gracias a todos los alumnos y alumnas que han participado con sus artículos, a las profesoras y profesores que han coordinado al alumnado participante, Susana de León, del IES Santo Tomás de Aquino, en Puerto del Rosario, a Pilar Estévez, del IES Zurbarán de Badajoz, al profesor Rubén Torres, del Centro Público de Educación de Personas Adultas Titerroygatra (CEPA) de Arrecife y a la profesora Marta Minguela, del IES Teguise. En cuanto al alumnado, agradecer también su colaboración a Paula García de la Escuela de Educación de Personas Adultas Titerroygatra de Arrecife, y especialmente a las alumnas del CFGS de Promoción de la Igualdad de Género del IES Teguise, pues esta revista no habría sido posible sin su participación, y en especial a dos de ellas, To y Maite, por su implicación.








95 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo